Ya huele a mundial

Yo fui de los que paso cientos de horas imaginando y soñando que ganaríamos el Mundial 98. Compraba el periódico y me pasaba las horas con los de clase haciendo los diferentes caminos y rivales de España hasta la final del torneo. Luego vino Nigeria y ese estúpido partido contra Bulgaria en el que metimos 6 goles pero no valió de nada.

En el 2002 la cosa pintaba mejor con Camacho y la mejor selección que quizás hayamos tenido. Y volví a ser de los millones de españoles que madrugué un sábado para ver como un arbitro anulaba el único gol que fuimos capaces de meterle a Corea.

Mira que yo estaba este año un poco desilusionado con el fútbol, pero parece que me estoy animando. Será cosa del calor veraniego, del buen tiempo, de que los deportistas españoles están de moda, de las ganas de ilusionarse… o tal vez que me he hecho con el “FIFA Copa del Mundo Alemania 2006″ para PS2.

Todo lo que he leído sobre este juego es malo: su nula innovación, su poco novedoso control, las grandes diferencias con su eterno rival Pro Evolution Soccer…. Vale, todo es cierto. No hay novedades, incluso ahora es más arcade que antes: docenas de goles por partido y velocidades de vértigo. Jugarlo es como volver al año 98, donde FIFA fue el rey y el fútbol en consola cambió. Y por eso me gusta. A pesar de las críticas, a mi me ha devuelto la ilusión en la selección española.

Que llegue ya el mundial.
Oeee, oe oe oe!

2 Comentarios »

RSS feed para los comentarios de esta entrada. TrackBack URI

  1. ¿Madrugar el sábado?
    ¡¡Acostarse tarde el viernes!!

    Comentario por alberto — 16 mayo 2006 #

  2. Y vaya 3 goles que te metí ayer con Portugal. Eso no lo dices. eh?

    Comentario por Santi — 16 mayo 2006 #

Dejar un comentario

XHTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Este blog funciona gracias a WordPress con el theme GimpStyle diseñado por Horacio Bella.
Entradas y Comentarios feeds. XHTML y CSS válidos.